Historia del Estadio

Repasa la trayectoria de La Catedral, un campo legendario

1898 - 1913
De los primeros campos a San Mamés

En los albores del siglo XX, el Athletic no jugaba en campos propiamente dichos sino en campas. El primer campo como tal fue Lamiako (Leioa), al que siguió Jolaseta (Getxo). Pero la mayor ilusión del Athletic era construir un campo propio y, a poder ser, en Bilbao, ya que los campos de Lamiako y Jolaseta se encontraban muy lejos de la Villa. La ilusión empezó a hacerse realidad tras el alquiler de un solar colindante al asilo de San Mamés.

athletic-1902-lamiaco
athletic-1902-lamiaco
Lamiako y Jolaseta, los primeros campos

Se puede considerar Lamiako como el primer campo en el que jugó el Athletic. Compitió asiduamente en este terreno, compartiéndolo con otros clubes, desde 1901 hasta 1911. El campo de Lamiako fue el primero en ver un partido internacional, y de pago, del Athletic, o a los futuros rivales clásicos del Madrid y Barcelona (en 1904 y 1906, respectivamente).

En 1911, debido al campeonato de Copa que organizaba nuestro club, el Athletic se mudó a Jolaseta. El campo de Jolaseta supuso un hito y un gran paso adelante en el fútbol de Bizkaia. Por vez primera un terreno de juego contaba con una tribuna cubierta para los aficionados, con una preferencia (dos filas de bancos corridos por delante de la tribuna), y con una general (el resto del rectángulo de juego ocupado por espectadores de pie).

athletic-primera-piedra
athletic-primera-piedra
Nace san Mamés: junta general y primera piedra

Tras años de gestiones, en 1912, la Directiva presidida por Alejandro de la Sota encontró un solar ubicado en la prolongación de la Gran Vía, colindante al asilo de San Mamés. Para la construcción del campo se estimó que hacían falta unas 50.000 pesetas (300,51 €) que el Athletic no tenía. Tras la exposición del proyecto a personalidades amantes del club, se logró el apoyo monetario suficiente. El 10 de diciembre de 1912 los socios reunidos en una Junta General Extraordinaria aprobaron unánimemente la construcción del nuevo campo. Y no sólo eso, una gran cantidad de socios, mediante suscripción popular, aportó voluntariamente fondos, desde 1000 pesetas (6 €) a cantidades mucho más modestas, por un montante total de 40.770 pesetas (245,6 €), con lo que las obras empezaron con suma rapidez el 20 enero de 19131, según el proyecto del arquitecto Manuel María Smith.

athletic-1913-vista-general-san-mames
athletic-1913-vista-general-san-mames
Descripción de San Mamés en 1913, la obra de Manuel Smith.

El campo contaba con capacidad para más de siete mil espectadores, tres mil de ellos, cómodamente sentados en una magnífica tribuna de madera de tonos claros, donde se instalaban los servicios para público y jugadores. Las señoras tenían una instalación aparte con acceso desde la misma tribuna. A cada lado de ésta, sobre taludes de césped salpicados de macizos de flores, se extendían terrazas desde donde se dominaba el terreno de juego. Una de estas terrazas, a su vez, disponía de ambigú y bar. El césped se asemejaba a una inmensa alfombra verde, rematada de una valla ligera y sencilla para impedir al público la irrupción en el campo. En un gran mástil ondeaba una bandera del Club.

El jueves 21 de agosto de 1913, a las 15:30 se abrieron por vez primera al público las puertas de San Mamés, que cinco minutos del comienzo del partido registró su primer lleno. A las 17:20, Seve Zuazo puso a rodar el pelotón. Apenas cinco minutos después, Pichichi anotó el primer tanto en La Catedral.

¡Ven a conocer nuestro museo!

Para todos los públicos, emotivo e informativo,
habla de la historia del Athletic a través de sus objetos y sus protagonistas

athletic-museo-historia
athletic-museo-historia
1913-2013
San Mamés, La Catedral

El campo alquilado inicialmente por diez años a los herederos de Pedro Novia Salcedo, llegó a cumplir un siglo. El campo inicialmente de 7.000 espectadores no dejó de sufrir ampliaciones y reformas, la principal, la de 1952, que incorpora el arco, y la última, la realizada con motivo del Mundial 82, donde alcanza su máxima capacidad con 45.000 espectadores. En 2013, después de 100 años y 3.695 partidos, San Mamés, La Catedral, cede el testigo al nuevo San Mamés.

athletic-1953-vista-tribuna-ppal
athletic-1953-vista-tribuna-ppal
De la compra de San Mamés al arco

El 31 de diciembre de 1946, a las 12:30 de la mañana, el presidente José María Larrea firmó la escritura de compra de los terrenos del campo de San Mamés, a veinte años, con un 4% de interés anual, y sin que al inicio se exigiera amortización. Tras la compra, se planificó una transformación estructural, para lo que se publicó un concurso en 1951 que ganaron los arquitectos Domínguez Salazar, Magdalena Gayán, De Miguel González y el ingeniero Fernández Casado, autor del arco, un icono del Club y de la arquitectura del Bilbao industrial. Se inauguró en 1953 como parte fundamental de la nueva Tribuna Principal y su impacto visual fue enorme al elevarse 40 metros sobre el terreno de juego, 56 contando el arco, mucho más que los edificios de su entorno.

De tipo atirantado, en realidad son dos grandes arcos de 115 metros de luz arriostados entre ellos con 16 cruces completas de San Andrés, y 4 medias cruces, dos en la clave, y una en cada extremo. Actualmente, el arco preside las instalaciones de Lezama.

athletic-1982-san-mames
athletic-1982-san-mames
El Mundial

La última gran reforma de San Mamés se efectúa con motivo del Mundial 82, al ser Bilbao una de las sedes del mismo. Fue la primera reforma que afectó a todo el campo de manera conjunta proporcionándole una sensación de unidad constructiva. El proyecto de los arquitectos Luis Pueyo, Javier Salazar e Imanol Abando, a grandes rasgos consistía en derribar las dos tribunas de gol y las torres de palcos sobre las que se apoyaba el arco de la Tribuna Principal, y reconstruirlas con continuidad en las curvas de las esquinas, para configurar un espacio ininterrumpido. En el exterior se revistió con chapa metálica de color blanco todas las fachadas, excepto la Tribuna principal, dando, por vez primera, sensación de unidad.

La despedida

La temporada 2012-13 fue la última del viejo San Mamés. Si bien a nivel deportivo no ocurrieron hechos destacados, a nivel emotivo, el cambio de campo creó una atmósfera inolvidable. Durante toda la campaña los equipos visitantes recibieron un recuerdo del viejo campo mientras la afición contaba los partidos que le quedaban al estadio.

El 26 de mayo de 2013 se disputó el último partido oficial del Athletic, derrota en Liga por 0 a 1 frente al Levante UD, y el 5 de junio de 2013 se jugó el último partido de La Catedral. Fue un homenaje al fútbol local, una despedida en familia contra una selección de jugadores de Bizkaia, que venció por 0 a 1.

2013 - Hoy
De nuevo San Mamés

El nuevo campo se construyó prácticamente sobre el mismo solar y continúa siendo una referencia indispensable entre los campos de fútbol de prestigio reconocido, a la altura del sobrenombre heredado, La Catedral. Tanto su arquitectura moderna, innovadora, espectacular, como su ubicación clásica permiten que en el campo sus 53.000 espectadores respiren verdadero ambiente de fútbol. La esencia de siempre adaptada de manera armoniosa con los nuevos tiempos.

sanmames1
sanmames1
Todo un icono

Premiado como el mejor edificio deportivo del mundo en 2015 en el World Architecture Festival y Venue of the Year 2018 en World Football Summit, el nuevo San Mamés se ha convertido en un icono en el paisaje de la ciudad, creando un nuevo ambiente dentro del “de siempre” acercando a la afición al terreno de juego.

En el campo de la comercialización, la búsqueda de ingresos se realiza respetando las “reglas de juego del Athletic Club”; esto es, respetando las tradiciones, los sentimientos de los socios y los valores del territorio.

Ver San Mamés

sanmamesrugby
sanmamesrugby
Grandes eventos

Las condiciones de diseño, confort, seguridad, accesos y servicios han llevado a la UEFA a calificar a San Mamés con la Élite, máxima clasificación que capacita al estadio para albergar grandes eventos.

Por todo ello, la UEFA ha elegido a San Mamés como una de las sedes de la próxima Eurocopa 2020. Además, en mayo de 2018 se disputaron en La Catedral las finales de la Challenge Cup y Champions Cup de rugby, los torneos más importantes del continente.

sanmames2
sanmames2
Iluminación

La iluminación de la fachada de San Mamés es, sin duda, una de las señas de identidad del nuevo campo y merece su mención aparte. Su equipamiento basado en un sistema de iluminación dinámico LED permite espectaculares posibilidades de ambientación en función del evento que se desarrolle en el estadio.

Los paneles de ETFE que conforman la fachada cambian su color blanco por cualquier combinación de colores y formas que pueda plantearse.

Tour completo a San Mamés

El recorrido guiado por el interior de San Mamés es el complemento perfecto a la visita al Museo. Podrás sentir desde el césped la grandeza de La Catedral y entrar en el vestuario del primer equipo.

athletic-museo-tour-san-mames
athletic-museo-tour-san-mames