Athletic Club - Real Sporting de Gijón
Jornada 22
Liga

Athletic Club - Real Sporting de Gijón

Athletic Club
Athletic Club
30
Real Sporting de Gijón
Real Sporting de Gijón
  • 15' David López (p.)
  • 28' Toquero
  • 73' Llorente

fecha

UbicaciónSan Mamés , Bilbo

Cuarto triunfo y quintos en la clasificación

Athletic Club 3 – Sporting 0El Athletic Club ha vencido 3-0 al Sporting. David López,…

Athletic Club

Athletic Club 3 – Sporting 0


El Athletic Club ha vencido 3-0 al Sporting. David López, de penalti, y Toquero han sido los autores de los goles en la primera parte y Llorente en la segunda. Son ya cuatro las victorias consecutivas en Liga y nuestro equipo es quinto en la clasificación tras un partido que ha merecido ganar por mayor margen. El camino es aún largo y los dos próximos compromisos, Mallorca y Barcelona, lo serán lejos del aliento de San Mamés, donde el equipo sigue firme. Urko Vera ha debutado en el Athletic Club y Carlos Gurpegi no podrá jugar ante el Mallorca al haber visto la quinta cartulina amarilla.

El equipo no ha sido infiel a la tendencia apuntada hace tiempo en San Mamés, es decir, al abordaje desde el pitido inicial. Por si la caldera tenía poca leña y casi sin tiempo para tomar asiento, el colegiado ha anulado un gol a Gurpegi por presunta falta de Llorente a un defensa en el salto, antes de que Toquero rematara contra el cuerpo de Cuéllar. Es lo único discutible. Empero, puestos a defender lo indefendible y justificar lo injustificable, desde el púlpito de la pequeña pantalla alguno incluso ha llegado a malgastar segundos de tiempo, y toneladas de credibilidad, diciendo que Gurpegi ¡estaba en fuera de juego! O que su postrero remate a ras del ahora inmaculado césped era juego peligroso. Y es que la TV ofrece pingües ingresos, a unos más que a otros, pero también le hace mucha pupa al fútbol.

Superado el primer berrinche, el Athletic ha seguido sin levantar ni un ápice el pie del acelerador. Ritmo, convencimiento y variados recursos componían el menú de la merienda. En esas estábamos cuando Gregory ha interceptado un centro de Toquero y se ha llevado la primera amarilla, la más dudosa de las dos que ha visto, y que a la postre le ha condenado, al alimón con su ingenuidad. Cada saque de esquina o de falta era un agarrón en distintas versiones, pese a que el colegiado ponía todo el empeño en advertir antes de sancionar.

Ha colado en el minuto 8 cuando en la misma jugada Gurpegi y Llorente han sido objeto de sendos penaltis, pero no en el 14 cuando se ha vivido un proceso similar, eso sí, con nefastos resultados para el conjunto visitante. El colegiado ha avisado urbi et orbi, pero Gregory ha reincidido delante de sus narices. Segunda amarilla y expulsión, además, claro está, de que David López, sin aspavientos previos, ha transformado el 1-0 y ha dejado aparcado el debate sobre los once metros.

Preciado ha colocado a Eguren de manera provisional como central y para cuando ha dado entrada a Botía por De las Cuevas el marcador ya indicaba el 2-0 al que parece malacostumbrarnos nuestro equipo en los primeros compases de cada partido. Entre gol y gol el Sporting, que venía también de una racha de victorias envidiable, lo ha intentado, sobre todo a balón parado, pero a día de hoy el Athletic goza de un alto grado de autoestima y de alternativas muy versátiles que se le atragantan a muchos equipos que sólo se saben la típica, ésa que habla de balones elevados en busca de Llorente y compañía. Y los hay, pero hay más cosas y eso descarga tensiones a la hora de crear y abre infinidad de espacios. Por la derecha, por la izquierda, en parejas, en tríos, por arriba, por abajo… y además de la habitual garra y fortaleza, el Athletic parece mejorar a la hora de gestionar la superioridad numérica, no desde el conformismo que puede otorgar la ventaja, sino desde el control del partido, que son cosas bien diferentes.

El premio al buen trabajo ha llegado en el minuto 27 tras una gran jugada individual de Muniain a la hora de driblar casi sobre la línea de fondo a Lora, pero sobre todo a la hora de hacer medio gol con el pase atrás, el que siempre se ha llamado de la muerte. Y Toquero, tercer gol en Liga, ha hecho el resto.

El Athletic ha seguido con su alto ritmo y con su alto nivel de juego. La opción más clara de hacer el tercero de la animada tarde ha sido un cabezazo de Llorente que se ha estrellado en la cruceta. Paradójicamente, el Sporting ha tenido casi sin esperarlo y sobre todo sin merecerlo, la opción de meterse en el partido, pero en el minuto 45 las “partes nobles” de Iraizoz en su salida han hecho inútil el disparo de Barral y, por ende, han permitido una retirada tranquila a los vestuarios.

Para comenzar la segunda parte Barral y Eguren se han quedado en la caseta y Bilic y André Castro han ocupado sus lugares. El Athletic ha salido con los mismos, pero con la lección bien aprendida: atacar y atacar, jugar a lo que se sabe hacer. El mencionado talante ofensivo ha hecho que antes de la hora de juego se acumularan los uyyys en la repleta grada: Llorente ha rematado fuera de cabeza, de nuevo con tirón de su camiseta; Muniain en el 51 ha estado a punto de que la locura tomara cuerpo en San Mamés después de conducir el balón desde su campo, zafarse de varios jugadores y disparar a gol, con intervención in extremis de Cuéllar, en la portería en la que se lesionó, para enviar el esférico a córner; San José ha rematado fuera de cabeza; Toquero se ha adelantado demasiado el esférico y el cancerbero ha intervenido raudo y veloz después de una asistencia de Iraizoz; Orbaiz ha rematado con peligro desde fuera del área y Llorente no ha llegado por poco al pase que parecía definitivo de Toquero.

El partido ha pasado por un período de tregua. Lógico. Susaeta ha entrado por Toquero, con Muniain por detrás de Llorente y Susaeta en la banda izquierda. De todas formas el Athletic era el único que aparecía como candidato a marcar y lo ha hecho en otra fenomenal jugada en el minuto 73. Un balón de Gurpegi a Muniain, pase entre dos defensas de éste a Susaeta quien entraba en el área y centro raso a Llorente para que empuje a la red el tercero de la tarde.

Urko Vera ha debutado al suplir a Muniain y Gurpegi ha visto la quinta cartulina amarilla, siendo inmediatamente sustituido por Iturraspe. Ya en la recta final, el Sporting ha tenido dos opciones de maquillar el resultado mediante sendos disparos fuera de André Castro y Bilic, pero no han conseguido mancillar el buen registro de las tres últimas jornadas, con cero goles recibidos. En resumen, buen juego, resultado corto para los merecimientos de ambos equipos, cuarto triunfo consecutivo, el anterior registro similar data de la temporada 1997/1998 (entre las jornadas 15 a la 18, ambas inclusive, y dentro de una racha de siete partidos sin perder), y quintos en la clasificación, aunque aún quede un mundo por disputar y, esperemos, que por disfrutar.

Once inicial ante el Sporting: Iraizoz; Iraola, San José, Ekiza, Koikili; David López, Orbaiz, Gurpegi, Muniain; Toquero y Llorente. En el banquillo estarán Raúl, Ustaritz, Iturraspe, De Marcos, Gabilondo, Susaeta y Urko Vera.

El Sporting ha alineado a I. Cuéllar; Lora, Gregory, Iván Hernández, Canella; Rivera, Nacho Cases, Eguren; De las Cuevas, Barral y Diego Castro. En el banquillo estarán Juan Pablo, Botía, José Ángel, Carmelo, Bilic, Nacho Novo y André Castro. Ayoze, Sangoy y Luis Morán se quedan fuera de la convocatoria.

Ha arbitrado Teixeira Vitienes II.